Te compartimos los mejores lugares para pasear, explorar y alimentar tu espíritu en Manitoba.

Es medianoche y la temperatura es de -30 grados Celsius. El cielo está claro y la obscuridad es densa. Un remolino verde fluorescente se despliega en la negrura de la noche. De repente, todo el cielo se ilumina con franjas etéreas de verde esmeralda. Presenciar las auroras boreales sobre Churchill, Manitoba, es un espectáculo colosal que pone de manifiesto la insignificancia humana en comparación con la grandeza del universo.

 

La ciudad de Churchill, ubicada en el área subártica a lo largo de la bahía de Hudson, al norte de Manitoba, está directamente asentada debajo del óvalo auroral y goza de casi 300 días al año de avistamiento de las auroras. La época óptima para ver las luces del Norte es en pleno invierno, lo que representa toda una aventura para los fotógrafos intrépidos y los amantes de las actividades al aire libre. Mientras el viento del norte aúlla sobre la tundra, métete en uno de esos recintos con calefacción en Churchill para ver el espectáculo de las luces mágicas de la naturaleza: desde una cúpula o Aurora Dome, desde un gran vehículo vidriado o Aurora Pod, desde una sala estilo vagón comedor de un tren o Aurora Lounge, o desde el Centro de Estudios del Norte de Churchill.

 

¿Qué son las auroras boreales?

Las auroras boreales, uno de los fenómenos naturales más espectaculares, se generan por tormentas geomagnéticas que causan que el viento solar se mueva hacia la Tierra. El campo magnético de la Tierra protege el planeta y, a su vez, causa una colisión de átomos y moléculas en la atmósfera. Estas diminutas fuentes de luz, los protones, conforman las auroras que pueden verse a simple vista en la zona llamada óvalo auroral, debajo del cual se sitúa Churchill.

 

¿Cuándo se pueden ver las auroras boreales?

 

Las luces del Norte tienden a ser más intensas y visibles en los meses de frío — en particular, en febrero y marzo— porque la nubosidad no suele ser una amenaza durante estas noches frías sin precipitaciones (esto no significa que no podrás verlas en los meses más cálidos). Para ver las auroras boreales, sigue estos criterios: un aumento en las tormentas solares, cielos diáfanos, una ubicación debajo del óvalo auroral (lo que significa un índice Kp elevado) y ausencia de contaminación luminosa.

 

Obsérvalas desde un centro de investigaciones activo del Ártico

El Centro de Estudios del Norte de Churchill (CNSC) es un centro de investigaciones operativo que está a 30 minutos de la ciudad de Churchill y ofrece a los viajeros una opción económica para apreciar las luces del Norte. Cuando las auroras boreales comienzan a manifestarse a la medianoche, las luces del CNSC se apagan para evitar cualquier contaminación lumínica. Hay distintas opciones para verlas, desde la cúpula con calefacción en la parte superior de la escalera central del edificio hasta la plataforma exterior de observación.

 

En la sala Aurora Lounge de Frontiers North Adventures

 

Frontiers North Adventures ofrece una excursión guiada de avistamiento de auroras boreales y noches invernales que sale de Winnipeg, durante la cual la mayoría del avistamiento ocurre desde la acogedora sala estilo vagón comedor Aurora Lounge, ubicada frente al río Churchill congelado, en el límite del bosque boreal. Los turistas son trasladados a la sala Aurora Lounge en el Tundra Buggy, un vehículo todoterreno enorme que se usa durante la temporada de avistamiento de osos polares y que posibilita maniobras precisas en los glaciares y los montículos de hielo en el río. Puedes dejar la comodidad de la sala para ver las luces en la plataforma de observación o, incluso, puedes salir del recinto para experimentarlas en un espacio abierto.

   

Desde el vehículo Aurora Pod de Natural Habitat Adventures

Nat Hab ofrece paquetes de viaje para ver las auroras boreales con acceso exclusivo al cálido y confortable Aurora Pod, un vehículo de diseño personalizado con una vista del cielo de casi 360 grados, mediante innovadoras paredes y techo de vidrio y asientos acolchonados. Hay dos paquetes Nat Hab para elegir: la excursión de auroras boreales y culturas del Ártico y la excursión de fotografía de auroras boreales.

 

A través de una cúpula Aurora Dome

Para los viajeros independientes, las prestigiosas cúpulas Aurora Dome de Churchill Hotel son otra forma de ver las auroras boreales protegidos de la intemperie. Estas burbujas de plexiglás afloran en la tundra y están ubicadas a unos 10 minutos de la ciudad, por lo que no hay contaminación luminosa que obstaculice la visualización. Comunícate con Churchill Hotel para conocer las tarifas de avistamiento nocturno.

Related Posts

Socios