Es difícil no inspirarse para salir mientras estás en Vancouver. Mira hacia arriba y afuera, verás que todo está rodeado de montañas y hay océano por todas partes. Además, al salir, seguramente verás algún lugareño activo ir a correr por la mañana o yendo a una clase de yoga.

 

Para entrar en acción y dar una sacudida a tus vacaciones, haz una excursión a pie, anda en bicicleta y extiende tu visita por la ciudad.

 

Excursiones a pie

¡Haz lo mismo que los habitantes de Vancouver y camina! Hay muchos senderos dentro y alrededor de la ciudad, muchos hacia los cuales puedes llegar en transporte público. Dirígete a Grouse Mountain y camina por el Grouse Grind (también conocido como la “stairmaster” de la naturaleza) y disfruta de la vista y las actividades en la cima. Desde mediados de mayo, puedes ver un espectáculo de leñadores, observar aves de rapiña y ver osos pardos. Otra atracción local favorita es la excursión a Quarry Rock, que te lleva a un afloramiento rocoso con una gran vista de Indian Arm o Brazo del Indio, un hermoso cuerpo de agua rodeado de árboles. Además, hay una increíble tienda de donas en el pequeño pueblo al principio de la caminata. Si estás buscando algo más tranquilo, los parques de Vancouver son perfectos para una caminata rápida. Visita el parque Stanley para un paseo que estará marcado por playas, vistas y atracciones como el Acuario de Vancouver.

 

Anda en bicicleta

Vancouver es la ciudad perfecta para andar en bicicleta. Claro, hay algunas colinas aquí y allá, pero explorar la ciudad sobre dos ruedas es una excelente manera de verlo todo. Renta una bicicleta en uno de los muchos lugares del centro, luego ve al malecón Seawall. Esta ruta le da la vuelta a la ciudad a lo largo de la costa, además es agradable y perfecto para un paseo fácil. Mientras vas por ahí, detente para tomar y comer algo en un restaurante o puesto de comida en la playa. Las bicicletas también son una excelente manera de viajar entre vecindarios únicos, tales como Railtown o Mount Pleasant. Si te encuentras en Mount Pleasant, considera hacer un tour de cerveza artesanal con Cycle City Tours. Prueba algunas de las cervezas locales favoritas y visita los alrededores, todo ello acompañado por un amigable guía.

 

Come

¿Comida sana para combinar con tus vacaciones saludables? Vancouver las tiene. Por toda la ciudad, hay una gran cantidad de restaurantes con platillos basados en vegetales y centrados en la salud. Si buscas un refrigerio rápido, prueba The Juice Truck, que ofrece licuados y otros productos para llevar. Para comida casual y rápida, ve a The Arbor. Su espacio pequeño y acogedor (echa un vistazo al patio trasero secreto) junto a sus versiones ingeniosas de comidas favoritas (como macarrones con queso) saciará a los viajeros más hambrientos. ¿Buscas algo de ambiente? Visita Nuba, un restaurante libanés que sirve platos frescos llenos de sabor. Si quieres cocinar tu propio festín (o hacer un picnic), visita Granville Island donde encontrarás verduras frescas, quesos y más.

 

Relájate

Parte de estar sano y activo es darse un tiempo para descansar. Después de días de explorar la ciudad, considera detenerte en Moment Meditation para darle un descanso a tu mente. También puedes encontrar algo de serenidad en el agua alquilando un kayak en Granville Island. En un Talking Trees Tour en el parque Stanley podrás encontrar una experiencia diferente. Aquí, explorarás el parque con una guía de las Primeras Naciones que te mostrará los secretos del bosque. Y, por supuesto, siempre existe la posibilidad de visitar un spa para que te relajes antes de regresar a casa.

 

Estírate

Probablemente habrás escuchado que Vancouver es un lugar conocido por el yoga, entonces ¿por qué no probarla mientras estás aquí? Pasa una mañana estirándote en una clase al aire libre en verano (como una de estas) o bajo techo en invierno a una clase de yoga caliente. No importa qué estudio pruebes, seguro conocerás a algunos de los mejores (y más guapos) maestros de yoga del país. Si no te gusta la yoga, pero aún quieres un buen estiramiento y entrenamiento, prueba uno de los muchos estudios boutique de entrenamiento de la ciudad.

 

Vancouver es el lugar perfecto para unas vacaciones saludables y activas. Durante todo el año, es posible hacer excursiones a pie, andar en bicicleta, comer, estirarse y relajarse en este paraíso de la costa oeste.

 

La inspiración para unas vacaciones saludables y activas te espera en el sitio web de Turismo de Vancouver.

 

Related Posts

Socios